Bienvenidos a Sombras de Oster. En este blog os contaremos nuestras peripecias con los juegos de miniaturas, la escenografía y las miniaturas, una obsesión que une a dos hermanos a cual más Friki, que aun viviendo a 600 km el uno del otro encuentran momentos para echar una partidita de vez en cuando.

domingo, 26 de mayo de 2013

Ogro para Mordheim






Esos apeztozos humanos, con sus apeztozas caritas y sus apeztozos brazitos, y sus apeztozas vocezitas....... Sobretodo ese apeztozo capitán, con su apeztozo zombrerito, y su apeztoza espadita............................. apeztozos humanos....grrrrrr.



 Aunque le falta un poco de pintura para pisotear las calles de Mordheim, la noticia de su inminente arrivada asusta a muchas bandas. Hace poco preparé una nueva tanda de miniaturas para pintar y una de ellas es este clásiquísimo troll de Blood bowl de los años 80 que compré hace ese porrón de años en la workshop de Liverpool (un chavalín de viaje con mis papis, a los que obligué a esperar un buen rato mientras miraba esas miniaturas que llegaban a nuestro pais con cuentagotas, vaya recuerdos). El caso es que al fin me lancé a pintarla. Tras mirarla durante un buen rato buscando la inspiración, de repente pensé: joder, con unos pocos retoques puede quedarme un ogro mercenario muy guapo para Mordheim y si lo necesito también puedo usarlo como troll. 

Así que me puse manos a la obra. Aunque la mini me encanta como buen clásico, pensé que para la ambientación oscura de Mordheim, se quedaba un poco escasa de detalles y decidí añadirle algunas piezas: un barrilito de renedra, la cabeza de un enorme pelícano que es un resto del gigante de zenith (otra gran mini pero pienso que el pelícano no le pega nada, está mejor sin el y mi ogro le agradece el trofeo). También le añadí un escudo de soldados imperiales como elemento de protección para el brazo izquierdo.



Tras esto, como aún se me quedaba un poco vacío, le esculpí un cinturón  con diversos complementos, una riñonera a la última moda y la imprescindible bolsita para guardar las monedas de oro que acumula combate tras combate (ya le queda poco para la soñada jubilación en Ben ÿ Dorm). Espero que os guste y a ver si tardo poco en pintarlo.















No hay comentarios:

Publicar un comentario